Horario: L X J de 9 a 21 • M y V de 9 a 18

Fisioterapia para prevenir y aliviar el dolor cervical

Fisioterapia para prevenir y aliviar el dolor cervical

El dolor de cuello, uno de los más frecuentes y molestos, va en aumento. Si lo padeces, debes saber que la fisioterapia ofrece buenas soluciones para el control y tratamiento de las temidas cervicalgias.

El dolor cervical, cervicalgia o simplemente dolor de cuello, es una de las consultas más frecuentes en atención primaria, después de la lumbalgia y el hombro doloroso. Alrededor del 70 % de la población sufre dolor cervical en algún momento de su vida, lo que lo convierte en un dolor muy familiar para la mayoría de las personas y, aunque sus causas son variadas, la más frecuente de todas ellas es una mala postura mantenida en el tiempo. 

 

Síntomas y causas de la cervicalgia

La cervicalgia es una dolencia muy frecuente caracterizada por un dolor de intensidad variable en la zona del cuello, que en ocasiones es muy incapacitante, pudiendo llegar a dispersarse o irradiarse hasta el hombro, entre los omóplatos o escápulas, el brazo y los dedos en forma de hormigueo. Otros síntomas que pueden ir asociados a la cervicalgia son rigidez, dificultad de movimiento, mareos, cefaleas…

Sus causas son múltiples, pero la más frecuente son las malas posturas cronificadas y contracturas originadas por la repetición de movimientos. Otras causas de cervicalgia pueden ser las enfermedades degenerativas de disco, como la artrosis cervical, fibromialgia, lesiones en las vértebras o en los músculos de la zona, esguinces, estenosis raquídea, traumatismos, como el latigazo cervical (típico de los accidentes de tráfico), sin olvidar el estrés y la ansiedad, entre las causas más comunes.

 

Las dolorosas consecuencias del mal uso de las pantallas

Las nuevas tecnologías también traen nuevos síndromes que cursan con dolores cervicales, entre otros síntomas.  Uno de ellos es el “síndrome del ordenador”, que produce dolores en el cuello, hombros y espalda, tensión por sobrecarga y, en general, alteraciones en la columna cervical.

Otro cuadro, cada vez más extendido entre adolescentes e incluso niños, es el llamado text neck” (o cuello de texto). Se produce con el uso excesivo e inadecuado de los dispositivos móviles, por la flexión de la cabeza sobre la pantalla de forma continuada, que genera una fuerte tensión en la musculatura de la zona y puede derivar en contracturas y dolores cervicales crónicos.

En ambos casos, las soluciones están en nuestra mano: higiene postural y un puesto de trabajo ergonómico, en el caso de los ordenadores, y en el de los dispositivos móviles limitando las horas de uso y elevarlos a la altura de los ojos. Especialmente en niños es importante corregir este mal uso cuanto antes con reeducación postural o rehabilitación, masajes y ejercicios para relajar y fortalecer la musculatura del cuello.

 

Prevenir la cervicalgia: lo que no debes hacer 

Para evitar sobrecargas en la columna cervical que pueden derivar en contracturas y dolor hay que prestar atención los gestos y hábitos del día a día que realizamos inconscientemente, como: 

  • Mantener posturas fijas que impliquen flexión y extensión de cuello durante periodos largos de tiempo.
  • Usar colchones blandos o muy rígidos, dormir boca abajo y usar almohadas muy altas.
  • Leer tumbado en la cama
  • Sujetar el teléfono sin manos, entre la cabeza y el hombro levantado.
  • Llevar pesos, como la mochila o el bolso, siempre en el mismo lado.
  • Arrastrar las maletas y los carros de la compra.
  • Bajar la cabeza para mirar el móvil.

 

Fisioterapia para aliviar el dolor de cuello

La fisioterapia ha demostrado ampliamente su efectividad en el control y tratamiento de las molestias cervicales, favoreciendo la relajación, muscular ayudando a la recuperación de la movilidad y aliviando el dolor. Así, las técnicas más utilizadas en la consulta del  fisioterapeuta para abordar estos problemas son la terapia manual, distintas formas de electroterapia. Además de la realización de ejercicios específicos y la modificación de la actividad o de ciertos hábitos. 

Para combatir una cervicalgia, una vez evaluada su causa, puede ir acompañada de una combinación de métodos junto a la fisioterapia, la medicación pautada con antiinflamatorios, analgésicos o miorrelajantes, por ejemplo.

En Me Duele Aquí trabajamos de esa forma multidisciplinar, con el fin de resolver el problema y además en muchos casos evitar que vuelva a aparecer, analizando las causas, aportando los ejercicios terapéuticos y las recomendaciones necesarias para la mejora de tus hábitos cotidianos que hacen que el dolor reaparezca. 

 

Fisioeterapeuta en PozueloFisioterapia Pozuelo 

 

Comments(2)

Carmen
2 marzo, 2020 At 10:14 am

Viene genial saber cómo prevenir y aliviar las molestias de cuello
Muchas gracias

    Estrella Lenza
    16 marzo, 2020 At 10:14 am

    Buenos días Carmen, en muchas ocasiones el día a día, el trabajo, el estrés no puede originar molestias, estas pautas no «curan» pero pueden ayudar a aliviar ligeras molestias. Un saludo y encantada de poder ayudaros

Escribe un comentario

Rellena el siguiente formulario para escribir tu comentario.